Se movilizarán contra planta termoeléctrica en Morelos


Rubicela Morelos Cruz

Corresponsal

Periódico La Jornada
Martes 23 de febrero de 2021, p. 26

Cuernavaca, Mor., Integrantes del Frente de Pueblos en Defensa del Agua y la Tierra de Morelos, Puebla y Tlaxcala y habitantes del municipio de Huexca acordaron movilizarse el 22 de marzo, Día Mundial del Agua, para exigir al gobierno federal que el agua del río Cuautla y de la planta tratadora no sea llevada a la termoeléctrica para enfriar las turbinas del Proyecto Integral Morelos (PIM) de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Durante el Encuentro Nacional e Internacional por la Vida, la Defensa del Agua, contra el Coronavirus y contra los Megaproyectos, que se llevó a cabo de manera presencial y virtual en esa comunidad, se conmemoró también el segundo aniversario luctuoso de Samir Flores Soberanes, opositor al PIM asesinado el 20 de febrero del 2019, crimen que la fiscalía estatal, que encabeza Uriel Carmona Gándara, sigue sin resolver.

La reunión se realizó el domingo en el plantón que mantienen habitantes de Huexca frente a la termoeléctrica de la CFE, que está a punto de empezar a funcionar, pues en los primeros días de febrero los trabajadores hicieron pruebas.

Los participantes aseguraron que se unirán en defensa del agua y contra megaproyectos que destruyen la vida y el medio ambiente, comentó en entrevista telefónica Juan Carlos Flores Solís, del frente.

Ya escasea el agua, advierte campesino

Francisco García Campos, ejidatario de Cuautla, explicó que ya padecen escasez de agua para sus cultivos y esto empeorará de manera alarmante cuando la CFE eche a andar la termoeléctrica en Huexca, Yecapixtla.

El agua ya no nos alcanza para las siembras. En marzo, mayo, abril y junio sufrimos estiaje; ya ha habido pleitos entre nosotros para regar nuestros cultivos. Vemos un escenario muy negativo para cuando la termoeléctrica comience a operar las 24 horas del día, expresó el campesino.

Demandó a la CFE y al presidente Andrés Manuel López Obrador la cancelación del PIM, para que evite acabar con el agua y provocar más daños al medio ambiente. No nos pueden despojar del derecho al agua, porque como ejidatarios somos concesionarios; además, hay 11 amparos vigentes a nuestro favor y un decreto presidencial desde 1926, añadió.



MÁS INFORMACIÓN

Facebook
A %d blogueros les gusta esto: