Desalojan isla Santa Elena por lluvias; sube agua del Usumacinta


Patricia Vázquez y René Alberto López

Corresponsales

Periódico La Jornada
Domingo 22 de noviembre de 2020, p. 35

Las intensas lluvias que no cesan en el sur y centro de Quintan Roo provocaron el desalojo de cerca de 25 personas que habitan en la isla de Santa Elena, municipio de Felipe Carrillo Puerto, informaron autoridades; en Tabasco, las precipitaciones amenazan con mantener los ascensos en el caudal del Usumacinta en las próximas 48 horas, advirtió el Instituto de Protección Civil.

El coordinación estatal de Protección Civil de Quintana Roo, Adrián Martínez, reportó que derivado de las lluvias que caen desde inicios de semana, hay 53 puntos de inundaciones en Chetumal, además de que nueve vías fueron cerradas a la circulación porque el nivel del agua pone en riesgo a los conductores.

En tanto, se mantiene una estrecha vigilancia en el aumento del agua del río Hondo, ante la posible afectación a viviendas que se ubican a las orillas. En el asentamiento irregular Kilómetro 55, en Mahahual, un centenar de familias resultaron afectadas, pero se niegan a abandonar sus viviendas.

Adrián Martínez anticipó que las lluvias seguirán al menos otras 24 horas, por lo que recomendó a la población extremar precauciones.

Por otra parte, el Instituto de Protección Civil de Tabasco (IPCT)indicó que las lluvias que se esperan en la región de los ríos de la entidad serán de entre 25.1 a 50 milímetros a muy fuertes de 50.1 a 75 milímetros y menores en el resto de la entidad, lo cual aumentaría el caudal del Usumacinta.

La dependencia alertó a la población de los municipios de Balancán, Tenosique, Emiliano Zapata, Jonuta y Centla, para que se preparen a un posible desalojo de las zonas bajas cercanas al río.

Tres mil brigadistas apoyan a damnificados en Tabasco

En tanto, más de 3 mil brigadistas de Tabasco y otras entidades apoyan a tasbaqueños damnificados.

Ha habido solidaridad desde que inició la emergencia; la mayoría de estos grupos traen lanchas y casas de campaña; han venido voluntarios de Oaxaca y Monterrey para ayudar en la contingencia, detalló Jorge Mier y Terán, coordinador general del IPCT.

Por su parte, la Secretaría de Educación estatal informó que las inundaciones han dejado hasta ayer 418 planteles dañados y otros 210 tuvieron que ser habilitados como refugios temporales en apoyo a los damnificados.

En los municipios de Centro (Villahermosa) y Macuspana, de los más afectados, las autoridades están en etapa de desalojo de agua estancada y limpieza en colonias y comunidades que fueron inundadas.



MÁS INFORMACIÓN

A %d blogueros les gusta esto: