Choferes paralizan la capital de Puebla; exigen aumentar pasaje



▲ Transportistas cerraron ayer varias vialidades en la ciudad de Puebla para exigir a las autoridades un incremento de tarifas y la cancelación de la línea 3 del Metrobús.Foto Imagen / Andree Jiménez
Yadira Llaven

La Jornada de Oriente

Periódico La Jornada
Miércoles 28 de noviembre de 2018, p. 34

Puebla, Pue., Choferes de cerca de mil camiones de 20 rutas de transporte público bloquearon ayer varias carreteras –lo que paralizó la capital del estado– en demanda de que la tarifa aumente de seis a nueve pesos y se cancele la línea 3 del Metrobús.

Los manifestantes cerraron el bulevar Xonaca y 22 Oriente, Bulevar 5 de Mayo, Angelópolis y Centro Histórico. Las rutas que participaron en los bloqueos fueron Azteca, 1A, 5, 10, 11, 17, 18, 26, 33, 37, 53, 61, 61A, 68, Morados y 2000, entre otras.

Por la tarde, una caravana de autobuses arribó al Congreso del estado, a una calle del zócalo, para exigir la intervención de los diputados locales en este conflicto.

Los conductores acudieron al Legislativo después de que la Secretaría General de Gobierno del estado negó a los transportistas, en una mesa de negociación, el incremento que solicitaban.

El subsecretario de Transporte del estado, Alberto Vivas, descalificó la petición al asegurar que se trata de un asunto político que busca desestabilizar al gobierno encabezado por el panista Antonio Gali.

En entrevista, el funcionario dijo que hace unas semanas se acordó con los permisionarios y conductores que este año no habría incrementos al pasaje.

Vivas acusó a los inconformes de vandalizar tres unidades para obligar al resto de los operadores a sumarse a las protestas. Los choferes señalaron que el funcionario miente y que incumplió un acuerdo al que llegaron el mes pasado para aumentar las tarifas, en vísperas al cambio de la administración.

No tenemos la culpa de que al gobierno (panista) no le haya ido bien en la elección. Queremos respuesta a nuestras necesidades, reclamaron.

Señalaron que mientras el gobierno destinó cerca de 700 millones de pesos para la línea 3 del Metrobús, en la capital, servicio que adjudicó a la empresa Autobuses de Oriente (ADO), el gremio de transportistas está castigado desde hace ocho años sin alza a la tarifa.

Agregaron que desde el sexenio de Rafael Moreno Valle (2011-2017) se les impidió, con amenazas de cárcel organizarse para reclamar aumentos, a pesar de que ya no les alcanza para combustible, salarios, mantenimiento y otros gastos.

Una de las dirigentes, Ariadna Cruz Galicia, destacó que acudieron al Congreso local, controlado por Morena, porque es un contrapeso al gobierno estatal panista.

Necesitamos el aumento porque ya no nos alcanza para comprar diésel. Estábamos mal económicamente, y ahora, con la operación del Metrobús, nos desviaron de nuestros derroteros a rutas inseguras, acusó frente a las puertas del recinto legislativo.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
A %d blogueros les gusta esto: