Anuncia Zenteno restructuración profunda del IMSS


Ángeles Cruz Martínez

 

Periódico La Jornada
Miércoles 28 de noviembre de 2018, p. 38

En el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) se hará una restructuración profunda. De entrada, en el área administrativa, que puede funcionar muy bien con 40 por ciento del personal actual. También se van a revisar los contratos vigentes, entre ellos las asociaciones público-privadas para la construcción de cuatro hospitales. El proyecto de Tepozotlán, estado de México, se suspendió para revisar el avance físico –que es mínimo– y financiero, afirmó el diputado federal Pedro Mario Zenteno Santaella, próximo director de Administración y Finanzas del Seguro Social.

En vísperas de solicitar licencia en la Cámara de Diputados para asumir su nuevo cargo, Zenteno comentó sobre los planes que tiene el nuevo gobierno para sacar al sistema nacional de salud y al instituto del colapso en que se encuentran. Los números dicen que todo va muy bien, pero son matemáticas aplicadas a la imaginación.

La realidad es otra en las clínicas y hospitales del IMSS, que funcionan sin el personal médico y de enfermería suficiente y con carencia de insumos.

El cambio que plantea la cuarta transformación encabezada por Andrés Manuel López Obrador, significa mirar y atender las necesidades de las personas. Eso no se ha hecho porque el foco ha estado en los resultados plasmados en el papel, indicó.

En entrevista, Zenteno Santaella, médico cirujano y homeópata egresado del Instituto Politécnico Nacional, confirmó que existe el plan para crear un sistema único de salud, universal y gratuito, con el cual se terminará la fragmentación de las instituciones. Ahora cada quien tiene su parcela y eso es inoperante.

Se requiere una reingeniería de los recursos humanos del sector, lo que implica reformas a la Constitución y las leyes, así como acordar con los trabajadores y los sindicatos, porque todos debemos aportar. Ya le toca al pueblo que las cosas salgan bien.

–Ese proyecto no se pudo sacar adelante en el gobierno de Enrique Peña Nieto, entre otras razones, por el reto que implicaba el cambio en la situación laboral de los empleados…

–Tenemos que entender que el país cambió. Con los 30 millones de votos que dieron el triunfo a López Obrador se rompió el viejo molde de la política tradicional, y los servidores públicos, todos, tienen que poner su granito de arena para que el país salga adelante.

En el caso de la salud, agregó, tenemos que migrar a una forma distinta de contratación, una que garantice los derechos y se termine con los usos y costumbres que dañaron al IMSS. Lo queremos hacer en acuerdo con los trabajadores.

Sobre la condición del IMSS como organismo con autonomía fiscal y financiera, Zenteno explicó que eso también cambiará con la próxima reforma. De hecho, dijo, la nueva Ley Orgánica de la Administración Pública Federal establece que la Secretaría de Hacienda tendrá el control y administración del total de los recursos del gobierno de la República, lo que incluye al IMSS. De ahí que las áreas de administración y finanzas pasarán a formar una sola dirección, que estará a su cargo.

Del resto de temas que involucra la creación del sistema único de salud, indicó que apenas se está realizando el análisis y los mecanismos para llevarlo adelante.

En el IMSS sólo patearon el bote

Sobre las medidas adoptadas por el gobierno que está por concluir en cuanto a eficiencia administrativa y contención del gasto, con las cuales el IMSS salió de la insolvencia financiera, según se ha informado, la opinión de Zenteno Santaella es inmediata: “Patearon el bote para brincar el charco”.

Hay simulación en las cifras y piensan que con números al cien por ciento está resuelto todo, pero es falso. Y es que los directivos actuales, que se sienten gerentes de poca monta, perdieron la conexión con lo que pasa abajo, y es normal si no salen de sus oficinas, señaló el actual diputado federal.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
A %d blogueros les gusta esto: